Artículo: ¡NECESITO QUE MI PERRO HAGA PIPÍ ADENTRO!


Descarga
CD - Cuarentena pipi en casa.pdf
Documento Adobe Acrobat 207.4 KB

Situación de cuarentena:

 

¡NECESITO QUE Mi perro HAGA pipí adentro!

 

 

Chile, Región Metropolitana, marzo 2020.

Durante la CUARENTENA TOTAL por la pandemia del coronavirus, los dueños tienen permiso para salir de paseo con sus mascotas por 30 minutos. Hasta el momento de la publicación de este artículo, este permiso debe ser solicitado una vez por un período de 7 días, definiendo el momento del inicio del paseo a una hora en punto (a las 08:00h, 19:00h, etc.) en comisariavirtual.cl. He solicitado de manera exitosa dos permisos, uno para las mañanas, otro para las tardes. No sé si habrá un límite de permisos por persona/semana.

 

 

Orinar y defecar regularmente son necesidades básicas y primarias del perro.  Probablemente, has invertido mucho tiempo en enseñarle a tu cachorro a hacer sus necesidades fuera de la casa. Dado que los perros son animales limpios por naturaleza, ellos aprenden bastante rápido eliminar lejos de su cama y comida. Con mucha paciencia, has logrado convertir estos comportamientos en un hábito.

En el contexto de la pandemia y la cuarentena obligatoria, puede que se limite la salida del perro a pocos minutos por día o quizás no tienes constantemente el apoyo de otra persona para llevar tu perro al exterior. A continuación, te dejamos algunos consejos que pueden ayudarte a que tu perro aprenda a eliminar en un lugar específico, también dentro de la casa.

Consejo No. 1: Capturar el comportamiento y darle “nombre”

1.   Cada vez que tú (u otra persona) lleves al perro a eliminar fuera de la casa, a un lugar y en un momento en que la probabilidad que haga es alta, observa a tu perro. ¡Fíjate en señales que indiquen que tu perro se está preparando para hacer sus necesidades!

 

2.   Apenas tu perro indique que está a punto de orinar (podría olfatear, agacharse, levantar la pata, etc.), dile 2 veces “haz pipí” (puede ser más creativo y usar otra palabra mágica que usarás en este contexto) con voz baja para no asustarlo. Cuando termine de orinar, felicítalo muchísimo y entrega unas golosinas como premio.

 

3.   Apenas tu perro indique que se prepara para defecar (algunos perros olfatean el piso, empiezan a girar en círculos, se acomodan de una forma específica, o tienen un propio “ritual”), dile 2 veces “haz caca” (u otra señal de tu preferencia) con voz baja. Cuando termine de eliminar, felicítalo muchísimo y entrega unas golosinas riquísimas como premio. Recoje las deposiciones y bótalas en los contenedores habilitados.

Usa TODOS los paseos y TODAS las situaciones en las que tu perro elimina en forma relajada y habitual para “nombrar” estos comportamientos. Dile las palabras mágicas previamente o mientras esté haciendo. Los perros pueden asociar palabras o señales verbales bastante rápido a las conductas, es decir, aprenden la asociación mediante la repetición. Esto será útil para señalizarle a su perro que tiene “permiso” para iniciar estos comportamientos en un contexto diferente y desconocido cuando sienta la necesidad de aliviarse.

 

Consejo No. 2: Enseñar a hacer las necesidades en un lugar nuevo

Tal como lo hiciste cuando tu perro era un bebé, ahora le enseñarás que existe un nuevo lugar para eliminar o que puede volver a usar el baño que usaba de cachorrito. Puede ser una gran ayuda usar el sustrato (pañal, pasto o periódico, etc.) que tu perro usaba en la fase de entrenamiento de cachorro, dado que existe la posibilidad que siga asociando este material con sus eliminaciones y que será beneficioso para él hacer sus necesidades allí.

¿Dónde instalar el nuevo “baño”?

Dependerá de cada departamento y rutinas diarias cuál será el lugar ideal. Te acosejo que cumpla las siguientes condiciones para facilitar el aprendizaje del perro y romper el hábito de no eliminar en el departamento:

·      Lejos del plato de comida y de agua

·      Lejos de la cama del perro

·      Lugar tranquilo

·      Fácil de limpiar

·      Usar sustrato lo más parecido al habitual o a lo que usaba de cachorro (tierra, arena, baldosa, papel de periódico, paños, etc.)

El balcón o la terraza puede ser una buena alternativa o también la ducha. Suena algo raro, pero, la ducha es fácil de limpiar, se puede dejar la puerta abierta y cuando la pandemia termine, simplemente puede cerrar la puerta para volver al antiguo hábito.

¿Cómo enseñarle?

 

1.   Cada hora, pero en especial en el horario habitual del paseo, cuando haya mayor probabilidad que el perro tenga vejiga y/o intestino llenos, lleva al perro a su nuevo baño interior. Llévalo siempre al mismo lugar donde debe hacer sus necesidades.

 

2.   Dile las palabras que usaste durante los paseos (ver Consejo No. 1). Dale 5 minutos para eliminar, repitiendo de vez en cuando las palabras mágicas.

 

3.   Hay solo 2 posibilidades: celebrar éxitos o prevenir errores

 

A.  Si tu perro hace pipí o caca (o los dos), prémialo con 5-10 muy buenos premios (salchicha, queso, algo que le encanta) y lo felicita muchísimo.
¡Celebra el éxito!

Iniciar un juego entretenido o darle de comer después de los premios reforzará esta conducta aún más. Después de varias repeticiones, tu perro se dará cuenta que es muy beneficioso, eliminar en ESTE lugar.

B.   Si tu perro no elimina, respira y mantén la calma, y observa a tu perro cuando vuelve a circular por el departamento. Para tu perro, esta debe ser una situación muy difícil. Cierra las puertas a otras habitaciones para evitar que quiera hacer sin que lo veas.

Si ves que su perro está a punto de hacer sus necesidades en el departamento, pero no en el lugar indicado, ¡no lo retes! sino y llévalo al "baño", motívalo a aliviarse allí usando las palabras mágicas (ver punto 3).

 

Cambiar el hábito y enseñarle a identificar un nuevo lugar como baño, no es fácil para un perro que ha hecho sus necesidades en el exterior durante años. ¡Se paciente!

¡Jamás retes o castigues a tu perro si hace sus necesidades dentro del departamento!

 

Debemos tener en cuenta que la situación actual no es solo difícil y nueva para nosotros, nuestras mascotas también están lidiando con una rutina completamente nueva. Ellos se adaptarán si les damos el apoyo que necesitan. Sabemos que puede ser angustiante tener que limpiar una poza de orina u otra suciedad, pero no olvides que el perro probablemente aguantó mucho más rato de lo normal.

 

27-03-2020

Uli Grodeke

CDBC Consultora Certificada de Conducta Canina

IAABC-ECA Entrenadora Canina Acreditada

Instructora de Deportes Canino - THS

 

Animal Trainer Certificada